LA EDAD DE LA INOCENCIA DE EDITH WHARTON


El libro se desarrolla en la Nueva York de la década de 1870, en un ambiente aristocrático donde todos los personajes están relacionados por parentesco y normados por reglas sociales estrictas. Newland Archer es un joven abogado descendiente de una ilustre dinastía que está prometido con la ingenua, pero buenamoza May Welland , una joven miembro de una de las familias más importantes y acaudaladas de los Estados Unidos y que fue educada para aprender a controlar sus sentimientos y a realizar los actos que su entorno social espera de ella. Todo cambiará cuando regresa a la ciudad la prima de ésta, la ahora condesa Ellen Olenska, que acaba de abandonar Europa dejando a su infiel y abusivo esposo, para refugiarse con su familia paterna de Nueva York, los Mingott.

La condesa Ellen Olenska, a quien se describe como una mujer fatal, de espíritu libre, ansiosa de disfrutar de la vida y hastiada de los convencionalismos del alto círculo social al cual pertenece, ha regresado a Nueva York.

Las cualidades de la condesa Olenska atraen inmediatamente a Newland Archer, enamorándose perdidamente de ella, pero intentado disimular sus sentimientos para no ser descubierto en su posición de casado.

Ellen, cansada de su mal matrimonio y de haber “vagado” por toda Europa desde su niñez junto a sus padres hasta casarse con el Conde Olenski, decide volver a América para establecerse y solicitar el divorcio. No obstante, la familia trata de evitar el escándalo de un divorcio y la disuaden con gran disimulo y delicadeza para que elija entre retornar a Europa junto a su esposo o vivir cohibida, de acuerdo con las asfixiantes reglas sociales establecidas en su mundo. Olenska acepta esta última opción, en gran medida, para que el escándalo no perjudique a Newland y a su prima May. A pesar del cariño que le profesa a May, Ellen no puede evitar ser atraída a Newland Archer, quien ha sido el único que ha mostrado una verdadera disposición a apoyarla y ayudarla. Archer en la intimidad sufre intensamente por el amor que siente hacia Olenska.

Todo esto sucede justamente en el momento en que acepta en su mente y en su corazón que está enamorado profundamente de Ellen. Archer se declara a Ellen; pero esta a pesar de corresponder a sus sentimientos no da ninguna oportunidad de establecer una relación con Archer debido a su experiencia personal. Archer parece no resignarse a su destino y sigue manteniendo su matrimonio con May.

Una vez casados, Newland y May se van a Europa de luna de miel durante casi dos años. Durante ese tiempo, Newland se dedica a tratar de olvidar a Ellen, mientras va descubriendo que su esposa no es la niña ingenua que él pensaba, sino una mujer sagaz, calculadora y sutilmente manipuladora, escondida detrás de un hermoso rostro y angelical sonrisa.

Cuando regresan a los Estados Unidos, Newland piensa que ya ha dejado de amarla. Archer intenta develar sus sentimientos a May, pero ella frena cada intento que realiza con diferentes argumentos. Pasan varios meses de encuentros y desencuentros, en los cuales los recuerdos siguen acosando a Newland, hasta que decide que ya no puede más y le pide a Ellen que sea su amante, en un mensaje con la llave de un lugar donde encontrarse, pero ya es muy tarde, Ellen ha decidido volver a Europa a vivir sola y le ha devuelto la carta a Newland sin siquiera leerla.

Sin embargo, en la cena de despedida que le ofrecen a Ellen en su propia casa, Newland descubre toda la verdad: May lo había orquestado todo cuidadosamente para evitar que Newland la abandonara por Ellen, pues luego de marcharse los invitados, Newland planea informar a May que se irá a Europa, May se le adelanta y le dice que está embarazada, y que se lo ha contado a Olenska dos semanas atrás; se infiere así que esta sorpresiva noticia ha precipitado la decisión de Olenska para irse a Europa y Newland Archer, quien en su fuero interno siempre criticó todas las costumbres, pero era incapaz de desafiarlas, decide afrontar el embarazo de su joven esposa y renuncia a la felicidad junto a Ellen Olenska.

 

Anuncios

2 Respuestas a “LA EDAD DE LA INOCENCIA DE EDITH WHARTON

  1. Pingback: Edith Wharton: Restaurarán su vivienda > Poemas del Alma·

TU COMENTARIO...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s